Testimonios

Me llamo David...

 

...Gómez, tengo 44 años, y desde Junio del 2013 soy voluntario activo en el Centro Juvenil Montserrat, en Cerdanyola del Vallés.

Desde entonces, y siempre con mucha ilusión, he ido participando en dos campos diferentes de voluntariado : llevando a cabo clases de refuerzo, y participando en actividades lúdicas de fin de semana, y vacaciones.

Desde que inicié mi voluntariado, siempre he pensado que hay dos cosas muy importantes a tener en cuenta por parte del voluntario:  la primera es que hay que dar lo mejor de tí, siendo respetuoso, y dando todo el amor y cariño posible; y la segunda y también muy importante, es que al mismo tiempo que haces todo lo possible para que la otra persona sea feliz, tienes que sentir la felicidad que tu obtienes, al dar sin esperar nada a cambio.

El vínculo que he creado con las chicas, educadores y Cruzadas, y la experiencia 

 

de ser voluntario ha cambiado mi forma de ver la vida; y, gracias al cariño y ambiente familiar que he recibido en el Centro Montserrat, he podido sentir que este era mi segundo hogar.

Horas de dedicación a clases de refuerzo, han tenido resultado, y esta es mi mayor felicidad, que no cambiaria por nada. Igualmente el compartir  esos momentos en salidas lúdicas como, Port Aventura, Les Deus, Tibidabo, y alguna otra más, siempre han sido experiencias muy enriquecedoras.

Siempre he pensado que obtener resultados satisfactorios en los estudios, y divertirse y pasarselo bien, no son suficientes para afrontar una vida desde la adolescencia.
Es por ello que, a través de charlas y otras actividades, he intentado, y sigo intentando, transmitir valores que creo que pueden ayudar a las niñas a conseguir una vida en la que impere la felicidad y el amor : autoestima, superación, humildad, valentía, solidaridad, amor por las personas, etc. siguiendo siempre los principios por los que se rige el Centro Juvenil Montserrat.

 

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© Centro Juvenil Montserrat